a

Cómo ser una mejor mamá

Cómo educar a tus hijos en valores

 

Una de las tantas funciones que tienes como madre de familia es la formación y educación de tus hijos en valores y principios, siempre buscando su bienestar, su felicidad, su proyección en la vida, que tengan un buen futuro, que sean personas de bien, que cada día sea mejores personas, contribuyan a la sociedad y claramente a sí mismos.

Esto se logra bajo unos principios que se infunden en el hogar, en la formación que  cada padre de familia dé a sus hijos. Ten en cuenta que todo lo que le enseñes positiva o negativamente definirá su conducta y comportamiento.

Según los expertos en desarrollo familiar, te regalamos unos tips para que tengas en cuenta en la educación de tus hijos:

La amistad, la comprensión, la honestidad, la sencillez, la tolerancia, el respeto por sí mismo y por los demás, la disciplina, entre muchísimos otros, son valores esenciales para todo ser humano. Estos le permitirán vivir en un mundo donde las personalidades, crianza y educación de cada uno es tan diferente.

- Cada familia: mamá y papá definen con cuáles valores educarán a sus hijos, y cuáles tienen más importancia en la pirámide de la educación, sin embargo como mamá, debes pensar en darle las mejores herramientas para que tus hijos sepan diferenciar  lo que está bien y lo que está mal, sepan hacer, vivir y actuar dentro de una sociedad.

-  Los valores y principios se enseñan desde que están pequeños, no esperes que vayan pasando los años para empezar. Existe lenguaje y formas de trasmitirle esa educación a los hijos desde el primer año de vida. No dejes que las malas compañías sean quienes determinen su educación, un niño con buenas bases seguro tomará decisiones apropiadas.

-  No se te olvide que el ejemplo es el arma más fuerte para educar en valores, lo que un niño observa que hacen los mayores, él también querrá hacerlo. Así que todo empieza por casa, con tu conducta, y la de los demás adultos con los que el menor conviva.

-  La forma como le enseñas a relacionarse con los otros niños, a obedecer, a ser amable con los demás, a respetar la diversidad, a obedecer cuando les das una orden, a amar a la familia, los animales y las plantas, a crear amistades, a ser bondadoso, perseverante, generoso, a compartir, colaborar, a ser organizado con sus cosas, a ser una persona de paz y perdonar; todos los anteriores son valores, y como esos existen muchos más, que tú como mamá debes tener claros para luego enseñárselos a tus hijos.

Recuerda: los valores y los principios de un niño definen qué y quién va a ser cuando sea adulto.

¡Queremos conocer tus experiencias! Cuéntanos cómo educas a tus hijos en valores y compártenos tus opiniones.

Ver más (+)

Claves para cultivar la amistad

 

El ser humano, en toda su vida, interactúa con muchas personas, con algunas logra establecer relaciones duraderas mientras que con las otras son circunstanciales. Esto se da quizá porque  hay  intereses y gustos similares, lo que comúnmente se denomina llama “química”, y los demás, tal vez, sólo pasan por tu vida para algo puntual.

Los especialistas en relaciones interpersonales aseguran que los amigos son considerados como la familia que tú mismo has escogido en el camino de la vida; la amistad es uno de los regalos más preciados, por eso trata de agradecer y cuidarla todos los días para que ésta sea duradera.

Para esto te queremos regalar algunas claves para que cultives una amistad duradera:

-          La sinceridad y lealtad son un punto clave en cualquier relación y si quieres que tu amistad con esa persona perdure a través de los años, debe primar la honestidad, ser transparentes y mostrarte tal y como eres desde el principio; esto te permitirá generar más confianza en la relación.

-          Fundamental el respeto. Como en todas las relaciones, el respeto debe primar, recuerda que puedes decir las cosas que no te gustan, estar en desacuerdo algunas veces, molestarte con algo de tu amigo, pero todo los puedes decir y manifestar con amabilidad, con palabras agradables para no crear un ambiente hostil entre los dos.

-          Paciencia, una verdadera amistad no se construye de la noche a la mañana, con el tiempo se irán formando lazos fuertes y estrechos. No fuerces nada, la amistad es algo que se va dando de la manera más natural posible, recuerda que no debe ser impuesta.

-          Ser agradecidos. Al agradecer se nota la clase de ser humano que eres, la gratitud es una de las cualidades más apreciada dentro de la amistad. Es bueno para la otra persona cuando tú le agradeces lo que ha hecho por ti, por la amistad, por estar a tu lado.

-          Perdón, olvidar lo negativo con rapidez. No acumules enfados, problemas, inconvenientes que hayan tenido ambos. Seguramente si la amistad con esa persona vale la pena, sabrás olvidar esos pequeños desacuerdos más fácil. Recuerda que tú también puedes equivocarte.

-          Saber escuchar, ponerse en los zapatos del otro, estar ahí siempre. Recuerda que esa persona te ha escogido como amiga porque ha descubierto cualidades de tu personalidad que le agradan, la sabes escuchar, le prestas atención y te interesas por lo que le sucede. Demuéstrale tu apoyo incondicional.

-          Una buena comunicación y dedicarle tiempo. Ser amigos no significa que estén a toda hora juntas, hay amistades que duran años sin la necesidad de hablar todo el tiempo. Lo importante es que no pierdas el contacto con las personas que consideras valiosas para tu vida, que te demuestran que son amigas de verdad, exprésales que a ti también te interesa dicha amistad.

¡Queremos conocer tus experiencias! Cuéntanos qué haces tú para cultivar una amistad. Compártenos tus opiniones.

 

 

 

Ver más (+)

Catálogo Vigente

Galleteate: disfruta tus galletas favoritas de forma diferente

 

Juega con tus galletas, crea con ellas deliciosos pasabocas, úsalas en tus postres, añádeles crema para decorarlas y combínalas con tus ingredientes favoritos. 

...Atrévete a fusionar su sabor salado con lo dulce de las frutas, añádeles mermeladas, arequipe o chocolate.

Pruébalas como más te gusten y cómelas en cualquier lugar, a cualquier hora, sin importar el momento. 

Diviértete con ellas, saboréalas y disfrútalas a tu manera, 

¡Todo eso es galletear! 

Ver más (+)